Este año en el trabajo de Leo y Escribo he hecho esta historia.

"Historias de mi pueblo"


Esta historia le ocurrió al abuelo de mi padre. Se llama Faustino, nació el 15 de febrero de 1922. Le ocurrió en el año 1975, en la cantera de la Soledad.

Su compañero, había puesto una fila de barrenos de 15 ó 20 barrenos y se fue a la otra cantera. Le dijo a Faustino que fuera a mirar a ver si habían salido los barrenos de la otra cantera. Al ir a mirar vio que habían estallado todos menos uno. Vio que estaba defectuoso, tenía la mecha en mal estado, tenía cortes. Cuando de repente, le explotó en la mano.

Se fue a buscar ayuda, pidiendo socorro, cuando su compañero le vio sin brazo le dijo ¿Qué te ha pasado Faustino? Y él dijo: a mí no me ha pasado nada, lo único es que tengo una mano menos. ¿Y cómo te has apañado? No lo sé, me ha explotado al ir a mirar el barreno. Él compañero le cogió de la otra mano y fueron en busca del encargado. él le llevo a curarle a la casa del practicante que se llamaba Fernando. Cuando le vioél practicante le dijo que qué le había ocurrido. Y le dijo: Fernando que he perdido la mano. ¡Cállate, que lo esttas contando! Que podías haber perdido la vida. Le curó y llamarón a un taxista, para llevarle al hospital, éste al verle se desmayó y Faustino le dijo al practicante: coge a Jaime que se va a caer, el practicante le cogió antes de que se cayera al suelo. Y le dijo: no te preocupes Faustino ya te llevó yo. El practicante le llevó a Toledo. Y allí le operaron. Y el resultado de la operación fue quedarse manco.

Él sigue viviendo después de 37 años sin brazo. Ahora tiene 90 vive solo, y durante toda su vida ha hecho todo solo, ha cuidado a su mujer hasta que murióm le gusta salir a andar, y dar caramelos a los niños cuando los ve por la calle, muchos niños del pueblo habrán cogido alguna vez algún caramelo de la mano de mi abuelo Faustino.(De Raquel Parrilla)